Tiple Colombiano

Su nombre deriva de la voz tiple que es la más aguda de las voces humanas, propia de las mujeres y niños.

 

El Tiple es un instrumento cordofono colombiano que tiene mucha similitud con los otros instrumentos de cuerda, pero se diferencia en que tiene cuatro órdenes de a tres cuerdas, y cada orden tiene las cuerdas octavadas, es decir afinadas en diferente tonalidad, por ello su sonoridad es muy diferente a la de la guitarra, el cuatro y otros instrumentos, aunque su forma externa sea muy parecida, el tiple puede lograr notas más altas, agudas o atipladas.

 

El tiple se da a conoces a mediados del siglo XIX, cuando acompañó a las gestas libertadoras. Tiene su origen en la vihuela de mano que trajeron los colonizadores a américa. La vihuela, instrumento muy popular en España, al llegar a Colombia sufría una evolución que dio origen al tiple. En otros países del continente sufrió un desarrollo diferente el cual da origen a otros instrumentos como el cuatro venezolano, el tres cubano, el charango del altiplano boliviano peruano, entre otros.

 

Existen diversas clases de tiples según la región en que se fabrican. El más popular en la montaña es el Tiple Doliente, de dieciséis trastes y cinco cuerdas, cuya afinación se hace en la nota "Do". En la zona costanera, los tiples de mayor presencia son el Requinto- de diez trastes y tres cuerdas, afinado en "Si"- y el Tiple con Macho o Tiplón -de dieciocho trastes y cinco cuerdas- afinado en "Mi"

En su confección se pueden emplear maderas como el chuguacá o encenillo, pino, cedro, nogal y comino. El chuguacá sólo  para ciertas partes que requieren mucha resistencia, como el mástil. El nogal se usa específicamente para el diapasón o tablilla que recubre el mástil y en el que se disponen los trastes. Para la cejuela se usa el cacho de toro o cuerno de res, o laminillas de plástico.

 

La afinación del tiple, de la primera cuerda a la quinta, puede ser Do, Sol, Re, La y Mi, ó Re, La, Mi, Si y Fa sostenido.